Descarga nuestro ebook "El camino para reducir tus impuestos" + info
(+34) 934 150 504

 

 

 

La reducción del 95% aplicable a la empresa familiar en el Impuesto de Sucesiones y Donaciones tiene la restricción de la necesidad del mantenimiento del valor de lo donado o heredado durante 5 ó 10 años según la Comunidad Autónoma.

Es bastante habitual que, tras la transmisión, se produzcan reestructuraciones empresariales dirigidas a reorganizar los diversos negocios o propiedades entre los donatarios o herederos, las cuales, normalmente, están acogidas el régimen de neutralidad fiscal.

Pues bien, es reiterada doctrina que, siempre que se mantenga
el valor de adquisición por el que se practicó la reducción y el derecho a la exención en el Impuesto sobre el Patrimonio, el requisito de mantenimiento, previsto por la norma, se considera cumplido.