Descarga nuestro ebook "El camino para reducir tus impuestos" + info
(+34) 934 150 504

 

Una sociedad, dedicada a la formación, promociona sus cursos mediante el regalo de material a sus alumnos. Pretende considerar la inversión realizada como deducible fiscalmente bajo el paraguas del 1% de la cifra de negocios para atenciones a clientes y proveedores.

Pues bien, la DGT, en consulta reciente, se ha manifestado indicando que, esos gastos, no son atenciones sino promoción y, por tanto, no pueden considerarse deducibles al constituir liberalidades.